FSSPX Actualidad

32° peregrinación anual en honor a Cristo Rey

Octubre 28, 2018
Ciudad de México

El Distrito de México de la FSSPX organiza su 32° peregrinación anual nacional en honor a Cristo Rey, que parte desde la Plaza de Santo Domingo en la Ciudad de México hasta la Basílica de Guadalupe. 

Como es tradición, la peregrinación se llevará a cabo el último domingo de octubre, fiesta de Cristo Rey, que este año será el 28 de octubre.

Sábado 27 de octubre

19:00 hrs Misa en la Capilla de Nuestra Señora de Guadalupe
20:00 hrs Vigilia solemne de Cristo Rey (Adoración Nocturna Mexicana)
21:45 hrs Bendición con el Santísimo Sacramento

Domingo 28 de octubre

8:00 hrs Cita en la Plaza de Santo Domingo y procesión hasta la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe
11:30 hrs Consagración del Distrito a Cristo Rey
12:30 hrs Misa solemne en el Convento de las Madres Mínimas

Para mayor información, favor de comunicarse al Priorato de Nuestra Señora de Guadalupe: 55 47 43 24.

¡No dejen de asistir a este importante evento en donde proclamaremos públicamente la realeza de Nuestro Señor Jesucristo!

Favor de hacer clic en este enlace para descargar el cartel con toda la información


Invitación del Superior del Distrito de México a la 32° Peregrinación de Cristo Rey

Restaurar todas las cosas en Cristo


Estimados fieles:
El orden establecido por Dios en Su Creación fue perturbado por la caída de nuestros primeros padres, por el pecado original. Nuestro Señor Jesucristo vino a la tierra a restablecer ese orden, muriendo en la Cruz y derramando hasta la última gota de Su Sangre por nosotros. Desgraciadamente los hombres hemos vuelto a caer en el mismo error. Más de 2,000 años han pasado desde nuestra liberación de las cadenas del pecado, y otra vez nos hemos vuelto a esclavizar, el caos se ha generalizado sobre la tierra.

En estas circunstancias cabe preguntar: ¿Qué debemos hacer para librarnos de dicha esclavitud? Mientras el mundo, el demonio y nuestra propia carne nos incitan a continuar en el camino que nos ha colocado en la penosa situación en que nos encontramos ahora, San Pío X, a principios del siglo XX, nos exhorta a retomar el camino para restablecer el orden querido por Dios, “Instaurare Omnia in Christo”, Restaurar todas las cosas en Cristo.

Mis queridos fieles, no es con lamentaciones, ni desesperación o desánimo que se pueden solucionar las cosas, es con obras; con verdadera convicción de enderezar el camino torcido que hasta ahora el hombre ha llevado. Es necesario regresar a los principios establecidos por Nuestro Señor Jesucristo, aplicando a nuestra vida diaria las enseñanzas que con Su ejemplo y Doctrina nos ha legado.

Penitencia y oración, dos medios excelentes para vencer a los enemigos del alma. Aprovechemos la gran oportunidad que nos brinda nuestra Peregrinación Nacional a Cristo Rey para aplicar estos medios en nuestra lucha contra el mal.

Este 28 de octubre, la cita es en la plaza de Santo Domingo a las 8:00 a.m., en donde después de un pequeño fervorín y de recibir la bendición, iniciaremos el recorrido. Rezando, cantando y vitoreando a nuestros Soberanos, haciendo una profesión pública de nuestra Fe, mostrando al mundo nuestra fidelidad al Rey de Reyes y a la Reina de México y Emperatriz de América.

Terminaremos nuestro recorrido en la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, en donde a los pies de Nuestra Morenita del Tepeyac, consagraremos el Distrito de México a Cristo Rey. Finalmente y como coronación de nuestro Peregrinar, tendremos la celebración de la Misa Solemne en el Convento de la Madres Mínimas Franciscanas, así como las Misas con cantos tanto en el patio del Convento como en el Instituto.

Al final de la Misa, como ya es costumbre, tendrá lugar el convivio en donde, además de descansar y comer un poco, podremos saludar a los Sacerdotes presentes, a las Madres y a los fieles congregados de varias partes del País; así mismo podrán recibir, aquellos que no la han recibido, la Primera Bendición del Padre Pablo Antonio Guiscafre Musalem, ordenado en diciembre pasado en nuestro Seminario de Argentina.

Les pido verificar bien los horarios, de tal manera que podamos llegar e iniciar a tiempo el recorrido, evitando así, algunos inconvenientes y al final tener un poco más de tiempo en el convivio y prepararnos sin prisas para el regreso.

Estos son tiempos de ánimo y valor, no es tiempo de desánimo y cobardía. El demonio está al ataque y nosotros tenemos que dar la batalla. Vayamos a esta peregrinación con ánimo, con generosidad, con entrega, con el firme propósito de “Restaurar todas las cosas en Cristo”.

Queridos fieles, espero tener el gran gusto de verlos y saludarlos de nuevo este año en la Peregrinación Nacional de Cristo Rey, exhortándolos de antemano a prepararnos, sobre todo espiritualmente, para lanzarnos con espíritu de conquista a la Proclamación Pública de nuestra Fe en el centro mismo de nuestra Ciudad Capital, llevando nuestros tres gritos que deben retumbar en nuestros corazones:

¡VIVA CRISTO REY! ¡VIVA SANTA MARÍA DE GUADALUPE! ¡VIVA EL MÉXICO CATÓLICO!

R.P. Jorge Amozurrutia Silva